Consultores, asesores y otras yerbas (también tenemos facturas que pagar)

Tomada de pbfw.com

Recientemente ha tenido mucha presencia en prensa Bodegas Protos, la nota dice textualmente  “250 sumilleres ofrecieron su criterio proponiendo su coupage ideal entre los diferentes tipos de levaduras”.

No queda muy claro si los 250 sumilleres se limitaron a opinar y elegir su blend favorito o “cacharrearon” con pipetas y probetas. De todas formas es una muy buena idea llevar un proyecto de I+D, primero a un producto comercial y segundo escuchar a los profesionales que van a ofrecerlo a sus clientes. A un amigo tal idea le sugirió un “guasap” muy corrosivo y que no transcribo para evitarme problemas con el colectivo de sumilleres.

Pero a mí me ha hecho reflexionar sobre los otros tipos de consultoría más “convencionales”.

Externalizar funciones es una tendencia en los últimos años, y más en un sector trufado de pymes y tremendamente reglamentado, le existencia de asesores legales, fiscales, contables, laborales, de calidad (para pasar las certificaciones)… es una constante. Sin embargo la asesoría enológica parece que se limitaba a las bodegas que “no podían pagar un sueldo”. Parecía más una contratación a tiempo parcial que una consultoría. Y lo pongo en pasado por que cada vez es menos relevante, o eso espero.

Hay un primer tipo de consultoría, muy habitual en Francia, que es pilotada por profesores universitarios de reconocido prestigio, hay simbiosis entre empresa y universidad, de manera que un pequeño chateau tiene acceso al conocimiento y la ciencia puede poner en práctica sus investigaciones. Los grupos grandes también recurren a ellos para dirigir proyectos de I+D+i y para dar soporte a sus propios equipos de técnicos. En España ya se está viendo; con retraso, ya que la Enología ha llegado muy tarde a la Universidad.

Otro tipo viene de distribuidoras de productos enológicos o laboratorios privados que han ampliada su cartera de productos con la asesoría parcial o integral. Comenzaron enseñando a bodegas nuevas técnicas de manera “altruista”, pero vieron el filón. Nada que objetar, si saben separar las líneas de producto y no fuerzan “sinergias” entre ellas. Otras asesorías que son “gratis” no dejan de ser una forma de venta técnica, tan legítima como todas, pero como consultoría es limitada.

Luego ya van/vamos los freelances, y aquí hay para todos los gustos. En primer lugar están profesionales que se implican totalmente en los pocos proyectos que llevan. Algunos han dado la vuelta como un calcetín a vinos que eran una veleta. Son gente con experiencia, conocimiento, método y sentido común.

Otros son lo contrario, “correbodegas” que tiran a todo lo que se mueve, es curioso cómo gente que lleva así décadas siguen en activo. No todos son malos, ni mucho menos, algunos elaboran correctamente y luego ayudan en la venta a granel del vino. Los ingresos les vienen de las dos actividades y todos contentos.

Hay un tipo poco habitual, aunque a mí –que lo he sufrido en carnes propias- me gusta, es un consultor-auditor que recibe muestras y análisis de su cliente y emite un informe valorando los vinos en su contexto de añada, zona y momento de su crianza. No es un amiguete que pasaba por allí y cata, sino un experto que emite su informe a la dirección de la bodega y, si esta es inteligente, le servirá para ver dónde buscar su lugar en el mercado, abrir líneas de mejora, nuevos productos o cortar cabezas.

Otro especialista es el blender, enólogo que se ha currado un prestigio, generalmente en bodegas de nivel muy alto y que se dedica a hacer coupages de vinos elaborados por otros. El peligro es caer en recetas y rutinas, el que “sus” vinos sean reconocibles puede ser una virtud o un error. Si tiene predicamento suficiente entre “prescriptores” y sumilleres, y buena labia, pasa a la categoría top: el enólogo divo o de pasarela. La gente le pedirá opinión, sus comentarios son sentencias.

Otro blender es el que se dedica a parir y mantener la calidad y la regularidad en vinos populares, los típicos vinos de supermercado o de marca propia tan habituales en Centro Europa. Esta actividad genera poco glamour, pero debería dar mucho dinero, rara vez se tiene una planificación en cantidad y plazo realista; hecen falta conocimento y flexibildad para gestionar y buscar soluciones.

En fin que hay para todos los gustos y de todos los pelajes y precios, pero no dejan de ser una alternativa para cualquier inversor que se acerque al sector, para bodegas de nuevo cuño, para bodegas que quieran dar un golpe de timón o simplemente para contrastar que se va por el camino deseado. Lo que tengo claro es que un consultor no es un formador, un profesional al que estrujar un año y luego dejar al chico espabilado que le “ayudaba”.

Algo parecido a esto se publicó en El Correo del Vino, de paso te recomiendo visitar mi perfil y podrás comprobar que hay otro tipo de consultor, o sea yo. Y si te hago falta aquí está mi contacto.

Anuncios

Acerca de Javier Escobar de la Torre

De origen toledano, Madridejos 1960, me nacieron al lado de la modesta bodega de mi abuelo Isidoro, tras una noche de "monda" de rosa del azafrán. Estudié Químicas en la Complutense especializándome en Química Industrial. Tenía claro que la ciencia sin un fin práctico no me interesaba. Entré cómo "colaborador voluntario" en "El Encín". Era la época de transferencia del INIA a la Comunidad de Madrid y estaban montando, dirigido por Mariano Cabellos, un laboratorio de vinos. Me becaron el Curso Internacional de Viticultura y Enología que dirigía D. Luis Hidalgo y para saber más está LinkedIn http://es.linkedin.com/in/javierescobardelatorre. Desde siempre he estado ligado personal y profesionalmente al sector vitivinícola y ahora, en tiempos duros, estoy intentando ayudar a empresas del sector a ponerse al día.
Esta entrada fue publicada en Enología, Opinión y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.